6.1.08

Los tres cuentacuentos

Eran tres ancianos en torno a una mesa y dos botellas de vino. Tres viejos sabios contadores de historias, que ejercían sus artes curativas en la comarca.


El mayor de los tres, relataba tras su barba cana la historia del nacimiento de un niño en el seno de una familia de tradición carpintera, y de cómo había traído la alegría a todos los habitantes de su aldea, logrando una vez más el milagro de la dicha en mitad de la pobreza.


El más joven, también tras su poblada barba, narraba un hecho histórico, de cómo en tiempos de la antigua Roma, un cruel gobernador en la provincia de Judea decidió arrebatar los niños a todas las familias para atemorizar al pueblo y mermar sus esperanzas y ánimo. La violencia puede darnos el poder durante un tiempo, pero el odio sólo genera odio, y unicamente el amor se corresponde con respeto.


El tercero, de origen africano, había escuchado con atención a sus compañeros al tiempo que dejaba volar su imaginación. Relató las aventuras de una caravana de comerciantes en un largo viaje, llevando consigo extraños productos de su tierra natal hacia lugares remotos, cargados en todo tipo de animales (mulas, caballos, bueyes, camellos e incluso elefantes), y enriqueciendo sus propias vidas con todo aquello que iban descubriendo en el camino. Muchos fueron los que se sumaron a la comitiva ilusionados con la esperanza del cambio y el progreso, y otros muchos fueron asentándose en preciosos parajes fundando ciudades que en el futuro serían visitadas por nuevos aventureros.


Al terminar la cuarta botella de vino, los tres permanecieron en silencio, pensativos. Se miraron, como si al tiempo hubieran visto la luz, y cegados por ella, se pusieron en pie y recitaron una fantástica historia que fue recordada y narrada por milenios, en todo el planeta...


(TEE7H1NG - 06/01/2008)



¿Quién más pudo ver ayer al atardecer la estrella de Oriente, rumbo a Occidente? =)

5 comentarios:

maria josé dijo...

Yo digo, yo digo! Aunque no tenga nada que ver con este post (luego lo leo). Es que estaba yo buscando experiencias de alguien que haya estado en Ecuador (me voy en febrero).
Pero tú sólo enseñas fotos! No cuentas nada?
Un saludito desde Madrid.

maria josé dijo...

Guau!! Muchísimas gracias, lo veré todo en ese blog tuyo. No sabes cómo te lo agradezco!
Ya te diré. Un saludo!

Alcaraván dijo...

Muy bueno el relato, me ha gustado.
Un saludo desde tierras manchegas.

saruxia dijo...

¡Hola! soy la hermana de Silvia,la dueña del blog "El Filandón". Es que le dejaste un comentario y miré tu blog..y me he quedado con la boca abierta jaja
Porque en tu perfil pones tus gustos, y con algunas excepciones, coincido bastante contigo en muchas cosas. Creo que en general nos gusta casi lo mismo. Al entrar he visto que tienes un blog realmente bonito, yo quiero uno así jajaja cuando pueda abriré uno.

Me ha llamado la atención incluso una foto que tienes con una camiseta de la A.
Me ha gustado lo de los tres cuentacuentos...es la forma más bonita de contarlo que he visto. Ojalá todo fuera siempre tan bello.

Perdona por la parrafada, tiendo a enrrollarme jeje
Nada más, que encantada de visitar tu blog,que seguramente vuelva y un saludo.

saruxia dijo...

¡Hola de nuevo! y no hay de qué, gracias a ti :)

En realidad tengo un fotolog, pero es una chorrada...jaja en cuanto tenga tiempo me crearé un blog.
De momento si te apetece me comentas en www.fotolog.com/saruxia , tú mismo.

¡A cuidarse!